[:en]Revillagigedo seeks to become largest Marine Protected Area in North America[:es]Revillagigedo busca convertirse en el Área Marina Protegida más grande de América del Norte[:]

[:en]The Mexican government last week announced the creation of a new marine reserve in the Pacific Ocean, the largest protected area of its kind in North America.

Alejandro Del Mazo Maza, representing Mexico’s National Commission of Protected Natural Areas, announced the massive expansion of the Revillagigedo marine park on Thursday, October 5 at the Our Ocean conference in Malta.

The park covers more than 57,000 square miles, a vast rectangle of ocean encompassing the four Revillagigedo Islands, small volcanic land masses under Mexico’s control that lie about 240 miles southwest of Baja California.

Named a World Heritage Site in 2016, the Revillagigedo marine reserve will protect a vast area in the Mexican Pacific (more than 57,000 square miles) that is home to many sharks, rays, and other life. (Photo: NATGEO)

The islands are uninhabited except for a small Mexican naval presence and were named a World Heritage Site in 2016 for their unique biodiversity (the reserve is also the location for the photo that won the National Geographic Traveler Photo Contest in 2015.)

“With the goal of guaranteeing maximum protection of this World Heritage Site, our national legislation’s strongest conservation category will be used, and all forms of fishing will be prohibited,” Del Mazo said in a statement. He also said that Mexico will not permit the construction of hotel facilities on the islands.

Previously, the islands had been protected by a small reserve that included only the waters up to six miles off the land. That left important feeding and migration areas for sharks, rays, whales, and other species in the path of fishermen – who either target the species, often illegally, or catch them accidentally as bycatch.

But the new park is designed to protect critical habitat for those animals, as well as corals and other fish. No fishing, mining, or other intensive resource development will be allowed in the newly expanded marine reserve.

Read the full article at NationalGeographic.com.[:es]La Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales propuso a una representación de científicos y académicos mexicanos que colaboren en la redacción del nuevo decreto de área natural protegida del archipiélago de las Revillagigedo, en busca de tomar en cuenta las críticas a la propuesta oficial de cambio.

El titular de la dependencia, Rafael Pacciano Alemán, se reunió esta semana con un grupo de críticos con quienes concordó en el sentido de que “el decreto de declaración debe contener una zonificación rigurosa del área terrestre que asegure el mantenimiento de las zonas núcleo ya existentes en el archipiélago”.

Los acuerdos derivaron en la creación de un grupo de trabajo “para la revisión y redacción del decreto que propone elevar a la categoría de Parque Nacional al Archipiélago de Revillagigedo y las aguas circundantes en una extensión de 14.8 millones de hectáreas”, señala la Semarnat.

El grupo de científicos lo conforman Exequiel Ezcurra de la Universidad de California; César Domínguez, director general de divulgación de la ciencia de la UNAM; Eduardo Santana del Museo Universitario de Ciencias y Enrique Jardel del Centro Universitario de la Costa del Sur, ambos de la Universidad de Guadalajara; Federico Méndez de la organización Islas.org; Octavio Aburto del Instituto Oceanográfico Scripps en San Diego, y Sergio Guevara del Instituto de Ecología, A.C. reconocidos conservacionistas que han destacado por su trabajo en Áreas Naturales Protegidas.

Los científicos “enfatizan que el archipiélago de Revillagigedo es una importante Reserva de la Biósfera mexicana con inmenso valor conservacionista tanto en su porción terrestre como marina. Además, expresan que el principio rector que debe animar la nueva iniciativa de conservación es proteger tanto el ecosistema terrestre como el marino […] indican también que la gestión de la nueva área protegida propuesta debe ser una extensión y ampliación de los exitosos esfuerzos de conservación que ya se han hecho en la región, y debe mantener de manera estricta los niveles de protección ya establecidos en la actual reserva de la biosfera”, según el comunicado oficial.

Y “para mantener el espíritu de conservación, los científicos recomiendan que una vez decretado el nuevo Parque Nacional Revillagigedo, la Semarnat inicie el proceso de incorporar el área protegida a la Red Internacional de Reservas de la Biósfera del programa MAB-Unesco como reserva especial y un modelo mundial de conservación exitosa, para lo cual ofrecen sus mejores esfuerzos”. Una de las novedades de esa reunión es que el gobierno aclaró que no forma parte de la red, aunque ha tenido reconocimientos de la Unesco, estos no tienen tal calidad. dado en las últimas semanas.[:]

Leave a Reply