Tijuana: la peor tasa de homicidios del mundo

Durante los últimos doce años, grupos del crimen organizado como el Cartel de Sinaloa y el Cartel Jalisco Nueva Generación han competido por el control de Tijuana, formando alianzas con las facciones restantes del Cartel Arellano-Félix, que una vez fue dominante, y luego se fragmentaron, se volvieron a formar y entonces lucharon entre sí, según la policía y los expertos en justicia penal.

En la frontera con los Estados Unidos, Tijuana siempre ha sido un baluarte para los contrabandistas y traficantes. Pero en la última década, un nuevo mercado ha emergido.

En los barrios bajos como Sánchez Taboada, los narcotraficantes pueden ganar una fortuna vendiendo crystal meth en las esquinas, en las tiendas de conveniencia y en los estacionamientos detrás de los bares locales, dijo.

La violencia empeoró en el vacío de poder que quedó después de que el jefe del crimen de Sinaloa, Joaquín “El Chapo” Guzmán, fuera extraditado para ser juzgado en los EE. UU. En enero de 2017, dijo el profesor David Shirk, experto en justicia penal en México en la Universidad de San Diego.

La estrategia del gobierno mexicano y estadounidense para atacar a los principales líderes de organizaciones criminales ha llevado a una ruptura en la jerarquía y disciplina del cártel, dijo.

Fuente: https://www.kqed.org

Deja un comentario