Sigue sin rendir cuentas la constructora involucrada en socavón y malas condiciones de trabajo

ALFREDO AZCARATE VARELA
THE BAJA POST/EDITOR

Generación de empleos, término que el sector privado suele argumentar, pasando a veces por alto la calidad de esos trabajos, como el caso de los albañiles atraídos del sur del país para trabajar en una construcción de Mexicali, en la opacidad, ellos dijeron haber sido engañados, vivían en condiciones lamentables en una bodega de la Calle Gómez Farías en la Colonia Nueva de Mexicali, a dos cuadras de la casa del presidente municipal.

Sanitario que era utilizado por 60 trabajadores de empresa constructora de Torre Mayor

Los trabajadores que hablaron con LA TRINCHERA y www.thebajapost.com, dijeron que la empresa que los contrató en Toluca y otros lugares del sur del país, los tenía viviendo en lamentables condiciones higiénicas y sanitarias y no les habían pagado, negaron ser migrantes y declararon haber sido atraídos con promesas de empleo que no se cumplieron cabalmente y querían renunciar, al día siguiente los trabajadores ya no estaban ahí.

La construcción en la que trabajan (o trabajaban) tuvo un problema serio, el hundimiento del terreno de construcción, que mantiene bloqueado 50% un tramo del Boulevard L Montejano y ahora la constructora fue señalada por trabajadores que vivían en la bodega, que ya no están ahí y no es posible saber si siguen trabajando ahí o en qué condiciones están quienes trabajan ahí.

Contenedor a la entrada de la bodega donde 60 trabajadores vivían en pésimas condiciones

Volviendo al tema de generación de empleos, es bueno para las cifras, pero no así, no engañando a trabajadores y no a traerlos como mano de obra barata, cayendo en el límite del esclavismo, generar empleos dignos es responsabilidad del sector privado, pero de manera mas sensata, y el Gobierno debe sancionar cualquier violación a la Ley Laboral.

Los trabajadores sobrevivieron temperaturas cercanas a 50 grados centígrados en un bodegón, contratados para trabajar en la construcción de un “polo de desarrollo de Mexicali”, una obra que ya causó un problema serio en el terreno, la pregunta es ¿Qué pasó con los 60 trabajadores que tenían viviendo en esa bodega? ¿En qué condiciones viven y trabajan los que siguen ahí construyendo esa gran torre?

Una empresa los contrató en el Sur para trabajar en Mexicali y terminaron viniendo en condiciones infrahumanas y sin el salario prometido.

Deja un comentario